martes, 17 de febrero de 2009

Pampa de Achala, el antiguo trazado.

La vieja ruta del camino de Altas Cumbres.
Relato escrito en diciembre/2007.
Datos:
Fecha del viaje: octubre/1973.
Integrantes: Carlos y Susana, recién casados, en ómnibus con destino a Huerta Grande en la pcia de Córdoba.
Ubicación geográfica:
El valle de Punilla esta delimitado por el cordón oriental o Sierras Chicas al este y cordón Central o de las Sierras Grandes al oeste. Sus localidades son atravesadas por la RN 38 que corre en sentido S-N.
En el inicio encontramos a la más importante: Villa Carlos Paz con su lago San Roque.
Siguiendo al N, las más conocidas son Bialet Masset, Cosquín, La Falda, La Cumbre, Capilla del Monte, Cruz del Eje y Villa de Soto.
Entre ellas se ubican otras más pequeñas pero dignas de ser visitadas, como ser: Santa María, Casa Grande, Valle Hermoso, Huerta Grande, Villa Giardino y Los Cocos, Cuchi Corral y San Marcos Sierra.
La localidad de Huerta Grande está intercalada entre La Falda y Villa Giardino o Thea, en el tramo medio y equidistante de Villa Carlos Paz a Capilla del Monte.
En cada salida, hacia ambos sentidos, se repetía el paso por ellas.
RELATO.
Nuestro alojamiento era la denominada “Casa Serrana” perteneciente al Personal de Correos y Telecomunicaciones: gran extensión, buena comodidad e instalaciones, amplios jardines y rodeado de naturaleza con diferentes especies de plantas y flores.
En aquella época -octubre/73- toda la zona no era lo que hoy es. Pueblos abiertos, tranquilos, poco tránsito, sin bullicio.
En Villa Carlos Paz, caminando desde la ruta era posible comtemplar el lago San Roque.

Cruzando las lomadas de los cerros a pie, concurríamos al centro de Huerta Grande.
Era pacífico, sin ruidos ni bocinas, con gente amable y comercios libres de gentío que daba gusto pasear por sus calles.
En cada oportunidad de tener un rato libre nos acercábamos para recorrerlo.

Visitar aquellos viejos comercios de artículos tradicionales, con pisos de madera pino tea lustrada, con un aroma particular, repletos de artesanías y excelente atención.
Nos dejó un grato recuerdo que repetimos en vacaciones con nuestros hijos.
Tanto con excursiones contratadas como con servicios de línea conocimos el Valle de Punilla y de Calamuchita.
Una jornada la dedicamos a cruzar a Traslasierras y llegar al cordón occidental.
* Por la primitiva traza del camino de Pampa de Achala en las Altas Cumbres cordobesas.
De mañana bien temprano salimos al sur, hacia Villa Carlos Paz, donde paramos a desayunar.
Pasando Icho Cruz se inició un camino en ascenso, con hermosas vistas por los faldeos de El Carmen. En aquella época era de todo ripio recorrido, con curvas y contacurvas cerradas, angostos puentes de una sola mano que atravesaban los arroyos.
Más arriba comenzó un área desprovista de árboles y escasa vegetación.
Ingresamos en la conocida “ruta de Pampa de Achala” por donde se corría la tradicional competencia del rally cordobés, generalmente ganada por un famoso corredor (ya fallecido) de Mina Clavero.
El angosto camino de ripio iba en ascenso a medida que el paisaje se tornaba, cada vez más, “piedra pura” y ausente de vegetación.
Una detención cerca de Copina para observar los cerros y el valle desde arriba.
Para esa época, allí instalado, un campamento de Vialidad construía la nueva traza y el asfalto de la actual RN 20, hoy denominado “el camino de las Altas Cumbres”.
En cercanías de Copina comenzaron los angostos puentes colgantes que permitían atravesar arroyos, grietas o fallas montañosas. Eran alrededor de cinco o seis.
Para acceder en varios de ellos, el vehículo (un corto colectivo) debía maniobrar repetidas veces para embocarlo bien recto y sin golpear los espejos laterales.
Marcha atrás hasta tocar la ladera con el para-golpe trasero; luego hacia adelante para lo mismo con el delantero.
La maniobra era ingresar bien derecho al angosto puente; varias personas cerraban los ojos para no observar.
Después, las cerradas curvas y profundos precipicios se sucedían casi sin importar.
Este camino cruza las Sierras Grandes y el punto de máxima altura de la Pampa de Achala alcanza 2.200 msnm.
Esta Pampa es una planicie de altura con formaciones rocosas aborregadas y pastizales muy cortos, azotada con constantes vientos. En invierno, muy fría se cubre de nieve y/o hielo.
Nos detenemos en la hostería de “El Cóndor” (hoy cerrada) donde paramos a tomar algo y disfrutar del lugar.
Colocado sobre la pared detrás del mostrador yacía un enorme cóndor embalsamado, con sus alas desplegadas, que mediría unos 3 mts de envergadura. Impresionaba!!.
Seguimos adelante y volvemos a detenernos en el paraje de Villa Benegas, donde se elaboraba artesanías en cerámica negra. Se ofrecían en un puesto artesanal sobre el camino.
Continuamos, comenzó el descenso y arribamos a Mina Clavero. Se ingresaba con orientación NE (actualmente es sur), almorzamos y seguimos por RP 15 a Cura Brochero y Taninga.
Allí desvío al oeste por RP 28, hacia las Sierras de Pocho, pasar por Las Palmas con vistas de sus palmeras y varios extinguidos volcanes.
Luego de traspasar cinco túneles excavados en la roca y de distinta longitud, arribamos a los llanos de La Rioja, que contemplamos, allá abajo, iluminados a pleno sol.
Regreso a Taninga con parada en un almacén de campo a merendar y tomar algo: consistió en dos sándwiches de salame y una cerveza bien fría dado que el calor apretaba.
Retomamos la RP 15 al norte, traspasamos Salsacate, San Carlos, La Higuera y Villa de Soto.
Allí continuamos por RP 38 a Cruz del Eje y al sur por el conocido Valle de Punilla hasta Casa Serrana, justo para la cena.
Las duchas habrán quedado para antes de dormir o para la mañana del día venidero, pues la jornada fue larga, con una extenso regreso, pero magnifica por lo visto y conocido.
Que nos dejó?
Se modificó la vieja traza del camino de Pampa de Achala; ya no cruza los puentes colgantes ni traspasa la hostería de “El Cóndor”, ni Villa Benegas e ingresa a Mina Clavero por lado sur.
Se construyó la nueva RN 20 con un ancho asfalto (en partes tiene hasta tres manos), con amplias banquinas que permiten detenciones, un ágil y seguro viaje, aún en condiciones adversas.
Para abrir este camino debió dinamitarse extensos tramos de paredes de rocas.
Nuestra recomendación: es hacerlo a baja velocidad, despacio y sin apuros para gozar de la belleza del paisaje.
Comentario Final:
Un buen viaje, disfrutamos del camino de montaña con sol y calor cordobés.
Hoy no se puede repetir, ya no es el mismo; se fueron el ripio y los puentes, llegó el asfalto.
Tenemos atesorado haberlo conocido y recorrido en su traza original.
Hoy lo hacemos por el asfalto y sin pensar, lo comparamos con aquel: que hermoso fue!!!
Ah, también pasamos la luna de miel.
Las fotografías son de nuestra propiedad y corresponden a agosto/2001.
Experiencia vivida por Carlos Massarutto y Susana Villa- Lomas del Mirador- Bs As- octubre/1973.

7 comentarios:

Claudio G. Alvarez Tomasello dijo...

Interesante experiencia leer este blog.
Lo recomendaré.
Pasen por el mío...

Anónimo dijo...

Gracias Claudio por el comentario.
Un saludo y prometo pasar por tu blog.

comun dijo...

Hola!!!!!!

Hoy me acorde de tu interesante blog y por eso estoy aquí, para alentarte que te inscribas en el concurso 20minutos.es, espero encontrarte allí.

El año pasado me inscribí y me encanto, muchos lectores conocieron mi blog.........

Un besote y abrazo de oso.

Alejandra dijo...

Hola Carlos y Susana, soy de Córdoba y viendo la comunidad ruta 0, entre a la pagina de vuestro blospot. Y quiero felicitarlos por la iniciativa. Yo soy profesora en geografía y hemos hecho muchos viajes en familia por nuestro hermoso país. También he escrito el relato de los viajes, donde describo las características geográficas de los paisajes. es algo que me apasiona. Pero aun no lo he subido a la web, sera por falta de tiempo. Uno se la pasa trabajando. En fin, algun dia lo haré.
Bueno van de nuevo mis AMPLIAS FELICITACIONES.
saludos Alejandra

Carlos y Susana. dijo...

Hola Alejandra: gracias por visitarnos y escribir. De que lugar de Cba sos?. Nosotros la hemos recorrido bastante y tenemos un familiar que vacaciona en V.Dique. Aunque la recorrimos mucho, siempre quedan lugares desconocidos para volver. Muchas gracias y saludos. Carlos

Mabel dijo...

Carlos y Susana: Mi inquietud es. si en el año 1998 el parador El Condor se hallaba en el mismo lugar que esta hoy en dia, xq no concuerda con mi filmacion de esa epoca, la ruta ya era de asfalto..pero creo que enfrente habia unas piedras grandes en forma de pileta con agua calida. agradecere su informacion. Felicitaciones por el blog. Mabel.

Carlos y Susana. dijo...

Hola Mabel: No tengo filmaciones ni fotos de papel de aquel momento. El parador mas nuevo que conocí se ubica al borde del camino asfaltado y había suministro de combustible. El primitivo que visite en Octb/1973 estaba por el circuito de ripio y entiendo que ahora es el centro de divulgación de la Reserva. Gracias por el comentario. Saludos.